Powered by Blogger.

Con la Iglesia (y el Estado) hemos topado

Tuesday, December 11, 2012

Cada día siento más aversión por la institución de la iglesia casi al mismo ritmo que crece mi odio por los políticos.
España es un país laico, el artículo 16 de la Constitución (ubicado dentro de los derechos fundamentales) dice:

  • 1. Se garantiza la libertad ideológica, religiosa y de culto de los individuos y las comunidades sin más limitación, en sus manifestaciones, que la necesaria para el mantenimiento del orden público protegido por la Ley.

  • 2. Nadie podrá ser obligado a declarar sobre su ideología, religión o creencias.

  • 3. Ninguna confesión tendrá carácter estatal. Los poderes públicos tendrán en cuenta las creencias religiosas de la sociedad española y mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la Iglesia Católica y las demás confesiones.



El punto 3 mosquea, ya que dice que ninguna creencia religiosa tendrá carácter estatal  y que mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la iglesia católica y con las demás. Pero nombra a la iglesia católica ¿por qué? ¿no prioriza de esta manera a unas religiones sobre otras? La Constitución está mal redactada me parece a mi.
Pero por encima de estas "menudencias", ahora que estamos en una gran crisis donde la gente lo está pasando mal, muy mal, tenemos que soportar sin decir ni pío que se siga subvencionando, financiando de manera completamente abusiva a esta creencia. Vale que es mayoritaria dentro de España, pero es una creencia al fin y al cabo, algo que no va solucionar el problema de la crisis, las creencias no solucionan problemas, al contrario, son las acciones las que mueven un país. La fe es sólo eso, fe, no ayuda a comer, no ayuda a encontrar trabajo, no ayuda a pagar hipotecas. Y si no ayuda ¿por qué coño se le sigue dando dinero? ¿No están recortando partidas presupuestarias mucho más importantes?
Basta con leer el Concordato que España firma con la Santa Sede en 1979, para darnos cuenta, que el Estado nos toma el pelo, nos está engañando vilmente y da igual si son de un bando o de otro, si son de los que se dicen laicos o de los que son católicos.
La Iglesia está excluida de pagar los impuestos IRPF e IVA (lo que le supone un ahorro de más de 750 millones de €), de pagar contribuciones urbanas por sus edificios (incluidas las residencias de sacerdotes, locales de oficinas, seminarios, conventos, y edificios de culto), de pagar impuestos reales sobre la renta y el patrimonio, además de estar totalmente exenta del impuesto por donaciones y sucesiones. Pero lo más curioso es que se establece un período de tres años, o sea hasta 1982, para que la financiación de la Iglesia se haga vía declaración voluntaria por los impuesto de la renta de las personas físicas, y sin embargo todavía se sigue sosteniendo económicamente a la Iglesia vía Presupuestos Generales del Estado (bajo la mentira de pagos a cuenta de lo que corresponda por el IRPF el Estado entrega cada año mucho más de lo que luego ingresa acumulando una deuda de miles de millones que nadie se preocupa de recuperar).
En el artículo 2.5 de ese Concordato se dice:
  • La Iglesia Católica declara su propósito de lograr por si misma los recursos suficientes para la atención de sus necesidades. Cuando fuera conseguido este propósito, ambas partes se pondrán de acuerdo para sustituir los sistemas de colaboración financiera expresada en los párrafos anteriores de este artículo, por otros campos y formas de colaboración económica entre la Iglesia Católica y el Estado.
¡¡Y una mierda más grande que el sombrero de un picaor!!! 
Es indignante, la iglesia no va a hacer nada de nada, el propósito de lograr autofinanciarse ya dura más de 30 años y siguen robando dinero a todos los españoles. Se lleva el 0.83% de la recaudación del IRPF, lo que supone en 2012, 246 millones €. Vale que así lo quieren unos cuantos miles de españoles (si la Cifuentes rebaja cifras yo también). En los presupuestos generales de 2013 figura que el Estado entregará a cuenta cada mes a la Iglesia 13.266.216,12 €, pero en realidad, los presupuestos no recogen la partida global que el gobierno paga a la Iglesia por los colegios católicos, por los profesores de religión, por la rehabilitación de catedrales, por los capellanes o por los servicios sociales. 
Europa Laica calcula que la Iglesia Católica recibe cada año de todas las administraciones públicas (central, autonómica y local) hasta 11.000 millones de euros, incluyendo el impago del IBI y de otros impuestos municipales.

Y por si esto fuera poco, NO HA SUFRIDO RECORTES, si señor, con 2 cojones y un palo.
Es vergonzoso e indignante.
Con la iglesia y el estado (sí, con minúsculas porque no se merecen las mayúsculas) hemos topado.

No comments:

Post a Comment

 

Popular Posts

Most Reading